El cacao de los requisitos de Windows 11

Minientrada

No solo mintieron con lo de que Windows 10 iba a ser la última versión de Windows, sino que Windows 11 tiene por el momento una importante subida de requisitos mínimos que ha enfadado a bastante gente. Quizá tenga su explicación lógica: los requisitos mínimos de Windows 10 en 2015 fueron tan bajos que a cualquier máquina compatible con Windows 7 se le ofreció actualizar a la versión 10, y en algún momento habrá que empezar a dejar de lado máquinas de 11 o 12 años de vida. Sin embargo, tal vez el timing no sea el más adecuado para pedirle a gente que se deshaga de hardware perfectamente funcional solo porque no es de la generación de procesadores que a Microsoft le parece bien.

Antes de que Microsoft decidiese tumbar la PC and Health Check bajo la promesa de mejorarla, la descargué y la instalé en mi gaming rig para ver la compatibilidad. Llevaba días escuchando que muchos ordenadores no tan viejos estaban reportando ser incompatibles, pero la herramienta hacía una pésima labor en decir por qué. El primer intento de ejecutarla sobre mi ordenador, comprado hace 7 meses, no me sorprendió del todo.

Interesante.

Hasta que Microsoft arregle su PC and Health Check y haga que muestre un mensaje de error un poco más claro, una forma de ver por qué no es compatible un ordenador con Windows 11 es utilizar WhyNotWin11. Este programa analiza las specs y muestra en detalle todas las specs mínimas para Windows 11 y las comprueba y reporta por separado de forma gráfica.

Foto del GitHub, no es mi ordenador.

Después de una pequeña confusión entre «Windows 11 requerirá activar Secure Boot» y «Windows 11 requerirá ser compatible con Secure Boot» (FreeBSD no utiliza todavía Secure Boot y no me gustaría complicarme el acceso a esa partición, bien gracias), el único problema está en TPM 2.0. Mi Ryzen tiene TPM, pero al ser un ordenador montado, se conoce que no viene activo por defecto en la configuración del UEFI.

Para poder activar TPM tuve que consultar varios vídeos en YouTube que me explicasen cómo utilizar el menú UEFI de mi ordenador, entender por cuál de las docenas de submenús me tengo que meter, y ser capaz de localizar la entrada correcta del menú, que tiene el sensual nombre de AMD CPU fTPM (a veces parece que los nombres de las cosas se eligen dejando caminar un gato sobre el teclado…)

Todo lo que podía pensar mientras hacía esto es cómo un usuario con menos conocimientos (y eso que yo no entiendo de hardware, por eso alguien montó mi ordenador por mí y por eso paralelamente mis otros dispositivos son Apple) iba a ser capaz de sobrevivir a este paso en el supuesto de que sea esto todo lo que tiene que hacer para hacer una máquina compatible con Windows 11.

Después de hacer este paso, la PC and Health reportó que mi máquina ya podría recibir la actualización a Windows 11 (¡gracias!).

Gracias, hombre.

¿Alguna vez dejamos de estar en guerra con el Excel?

Estado

¿Alguna vez dejamos de estar en guerra con el Excel? Piénsalo. En muchas ocasiones, tu trabajo como desarrollador consiste en crear software que resuelva problemas mejor que lo que puede hacerlo una hoja llena de fórmulas en Microsoft Excel.

(Corolario: un sistema informático nunca está completo hasta que no tiene un botón para descargar una snapshot de los datos cargados en él como CSV.)